30 diciembre 2017

Preparamos las 12 campanadas.


No creo que exista ningún otro acontecimiento que nos una más que las campanadas del 31 de diciembre.



Ese día, de cada año, en todos los rincones del planeta, todos los seres humanos hacemos lo mismo, nos comemos 12 uvas y brindamos por que el año nuevo llegue cargado de felicidad.











Y si bien, parece demostrado, que la cosa empezó en España, también es cierto que se ha extendido la tradición a muchos rincones de nuestro planeta.



Como la mayoría de las familias nos reuniremos para festejar la llegada del nuevo año.




La celebración en la que la alegría está asegurada.



También quedará sitio para los recuerdos y tristezas, esperanzas y reflexiones.




Como siempre muchos sentimientos encontrados, deseos por renovar metas y alcanzar objetivos. (no me olvido de apuntarme al gimnasio y ponerme a dieta, jejeje).

Cada uva tiene un significado, debes tenerlo en cuenta para el momento de cada una.

 1ª Amor
 2ª Cambios
 3ª Paz
 4ª Salud
 5ª Felicidad
 6ª Compartir
 7ª Esperanza
 8ª Respeto
 9ª Serenidad
10ª Comunicación
11ª Equilibrio
12ª Deseo personal






Nunca faltan las velas que aportan magia y un recibimiento acogedor al nuevo año. Las velas representan la transformación, la fe y la renovación.


  • Las velas blancas signo de pureza
  • Las velas azules traen la paz
  • Las velas verdes traen buena salud
  • Las velas rojas atraen la pasión
  • Las velas rosa el amor, la amistad
  • Las velas amarillas atraen la alegría y buen humor
  • Las velas moradas simbolizan el éxito
  • Las velas marrones estabilidad, equilibrio
  • las velas naranjas creatividad y estimulo del ingenio

No olvidemos el dinero en los zapatos para atraer la prosperidad económica.

Espero que estos consejos te ayuden a celebrar el fin de año y a recibir el próximo que vendrá cargado de todos tus buenos deseos y los míos.




Llegados a este punto toca despedirse, espero que te haya gustado, también espero tus comentarios con todo el cariño del mundo, ya sabes que me hace mucha ilusión.



No olvides que puedes seguir mis trabajos en las redes sociales:

15 diciembre 2017

Bolas navideñas con tapas de plástico.


Mirando el desorden que habita en mi zona descubro unas tapas de plástico que me pedían orden.



Tapas que dejaron su bote en otro lugar y que yo adopte para formar parte de un todo que en ocasiones es un nada, pero bueno....

Lo primero era limpiar como es debido.

Encontrar su complemento era fácil y las fechas idóneas.



Me sorprendí de lo mucho que me gustaba el resultado.

Incluso me anime a juntarlas como si al corro de la patata jugasen, para lo que me ayudó mi gran aliada la pistola de silicona caliente.

Puede que no sea muy duradero, será fugaz como la navidad.



Pero el resultado me parecía perfecto. Este año no tenía ninguna corona para la puerta.



Es gratificante la sencillez.




Poco más hay que contar, esta vela ilumina mi navidad.

No puede faltar una vela en navidad, ella se entrega a sí misma dispuesta a hacerse más pequeña para iluminarnos.

 
Tampoco faltarán los trineos, bolas, muérdago y purpurinas.

Nos vemos en El Colmado de Salma que amablemente me invita y yo te invito a visitarla.



Llegados a este punto toca despedirse, espero que te haya gustado, también espero tus comentarios con todo el cariño del mundo, ya sabes que me hace mucha ilusión.



No olvides que puedes seguir mis trabajos en las redes sociales:

02 diciembre 2017

Decoración de Navidad. Angel. DIY


Este año mi navidad se llenará de ángeles. 



Hace unos días me hicieron este regalo.

Y es que había comentado que tenía que comprar unas cucharas para la cocina...

Pues resulta que, aunque en la foto no se aprecia, las que parecen de acero son de plástico.

Y a la cuchara se le unieron materiales muy sencillos, retales de tela, un trozo de cordón, hojas verdes, trozo de lazo...

Y como el que no quiere la cosa, surgió el encanto de nuestra navidad.




Todos los ángeles que pudiera llegar ha hacer nunca te igualarían a ti.

Navidad llena de ilusión, amor y ausencias.




Llegados a este punto toca despedirse, espero que te haya gustado, también espero tus comentarios con todo el cariño del mundo, ya sabes que me hace mucha ilusión.



No olvides que puedes seguir mis trabajos en las redes sociales: